Ciclogénesis de una Tromba Marina

Por Mireya del Pilar Arcos Pulido

Las “trombas marinas”, también llamadas “mangas de agua”, son nubes en forma de embudo conectadas a la base de otras de tipo algodonoso (cúmulos). Estos fenómenos meteorológicos ocurren sobre cuerpos de agua, pudiéndose describir como tornados sobre el agua, aunque su proceso de formación y consecuencias son diferentes. Son causados por diversas condiciones atmosféricas.

Fundamentalmente, son el resultado de la convergencia de masas de aire con un elevado gradiente térmico que generan una fuerte inestabilidad. Su dimensión y duración también es variable pero se consideran eventos a microescala (< 2km de ancho) de 5 a 15 minutos normalmente. El ciclo de vida de las trombas marinas principalmente se divide en cinco estados.

En las fotografías se aprecia el desarrollo del embudo de condensación como penúltima fase del ciclo antes de su ciclólisis (decaimiento). Aunque suelen ser débiles, pueden representar un riesgo para la navegación. Su ocurrencia se extiende desde los trópicos hasta las zonas templadas de todo el mundo.

En Dubrovnick (Croacia) son muy comunes durante el verano y después de una tormenta son fácilmente observables desde la costa.

Lugar y fecha de las fotografías: Dubrovnik, Croatia; 20/08/2013

Foto 1-



Foto 2-



Foto 3-



Foto 4-



Foto 5-



Foto 6-